martes, 23 de octubre de 2007

caballito de tequila (última parte)

-Ok muchachos para recibir sus calificaciones van a tener que pasar uno por uno a la dirección, pinky, miss, pasa tú primero por favor.
Subí los tres pisos hacia la dirección de la escuela sintiendo que cada escalón era más y más grande y difícil de
escalar, yo tenía la idea de haber hecho un muy buen exámen final pero algo me decía que las cosas no andaban bien y que este nuevo esguince en el tobillo no iba a ser algo que me trajera cosas buenas.
-Pase miss pinky, y mejor siéntese porque no va a ser fácil oír lo que le tengo que decir. Sus maestros de materias teóricas dicen que usted es una excelente estudiante y que sienten que tiene futuro en el teatro, su maestra de expresión corporal siente que usted se ha lastimado muchas veces el tobillo y que esto le imp
ide dejar de ser la inútil que empezó aquí hace un año...(discurso largo de mis errores, tropiezos, y la forma en la que mi presencia realmente era una vergüenza para la escuela) y por estas razones usted queda expulsada de esta escuela.


Estas son las últimas palabras que recuerdo, no se como terminó esa plática, no se cómo baje los tres pisos, no se como llegué de nuevo a mi salón y no se como los que me vieron salir no huyeron, ya que no sólo a mí corrieron ese día. Todos me vieron entrar por mis cosas, vieron como las lágrimas me impedían tomar mi mochila, y nadie se acercó, cada quién temía por su propia situación.

No dejé de llorar ni un solo minuto durante dos días seguidos, no entendía que había pasado, no sabía como decirle a los que me rodeaban de mi terrible fracaso, solo mr. barbas y mr. bones estuvieron conmigo, los dos me apoyaron mucho, y más cuando después de tanto llorar me dio una tremenda neumonía, me quedé encerrada unos quince días, y los dos me cuidaron, se quedaban en mi casa, se turnaban para cocinarme, no si parecía yo reina, lo malo es que entre la tristeza y la calentura (no de la divertida) no pude disfrutarlo mucho, pero claro que me ayudó.

Mr. barbas se fue de viaje y yo dediqué esa semana a ir diario a un museo distinto con mr. bones,
y un día que llegamos tarde de estar todo el día en el centro y que nos echábamos unas chelas en la azotea viendo las estrellas intentó besarme:
- no manches!! dijiste ser mi amigo!

- perdón es que ando bien pedo







Se fue y no lo ví en unas semanas, en esas semanas mr. barbas y yo comenzam
os a definir más nuestra relación, las cosas se habían vuelto mucho más intensas, con más tiempo entre mis manos, sólo me dedicaba a trabajar (saliendo de casa azul no me interesaba estudiar hasta realmente saber que chingados quería hacer ahora con mi vida) y a él, y el que andaba de vacaciones sólo se dedicaba a mi, pasaba días y días en mi casa, sólo iba a su casa por mas ropa pero cuando me pedía que viviéramos juntos yo decía que no, tenía demasiado miedo de comprometerme, no quería perder mi independencia, no quería empezar a depender de alguien, y más alguien con quien me peleaba a cada rato, porqué nos peleábamos? no nada más por mi miedo a las relaciones si no porque el escondía algo de su vida:





A su mamá (mrs. marlboro) yo le parecía lo peor del mundo, me odiaba porque su hijito se había alejado de ella por estar conmigo, el no decía que no iba a llegar a dormir y a mi me decía que no había pedos en su casa, y sus amigos enojados por su distanciamiento se dedicaron a terminar de destruirme con ella. Yo de todo esto no tenía ni idea, mr. bones me avisó y me dijo la neta, y yo sólo lo creí porque mr. barbas comenzó a llegar tarde, a dejarme plantada, y cosas que nunca había hecho las hacía, en algún momento pensé que andaba con alguna otra chava, pero luego me di cuenta que lo que hacía era dejarme plantada para ir con mrs. marlboro .
Le resolvía la vida, iba a la escuela por sus hermanos más chicos, los cuidaba, trabajaba muchas veces por ella, y ella más que nada me odiaba porque estaba perdiendo todas esas cosas, yo trataba de ser lo menos histérica al respecto pero si me encabronaban las mentiras, y me emputaba enterarme la forma en la que ella hablaba de mi y saber que él no me defendía por no se miedo, miedo a quedar mal conmigo, miedo a quedar mal con ella, y al final quedaba mal con las dos.
Me dejó plantada tres veces seguidas y la cuarta me habló y me dijo que se iba a otra ciudad a ayudar a su mamá con el trabajo de ella, nos peleamos y le dije que no regresara más conmigo, estaba super sacada de onda, le hable a mr. bones y nos pusimos hasta la madre de pedos, chille, y así hasta la madre mr. bones me dijo q
ue se iba porque no quería hacer algo que me hiciera arrepentir al día siguiente y yo me dormí, años después me confesó que se quedó viéndome dormir toda la noche, arrepintiéndose de no ser un cabrón aprovechado y que se fue sintiéndose bastante triste.

Unos días después me di cuenta que algo había faltado ese mes, y me hice una prueba, salió positiva, lo más malviajante fue decirle a Mr. Bones, se regresó a su ciudad natal y no lo he visto desde ese día. A veces hablamos por msn...lo extraño mucho, y aunque esta historia tiene muchas continuaciones aquí la voy a dejar, una de ellas es esta.
Por momentos esta historia es tan profunda como un caballito de tequila.

Chale.







11 comentarios:

Joyrider dijo...

Primera vez en tu blog, luce muy interesante, pasaré más adelante con más tiempo a verlo más de cerca. Ahora me tengo que ir. Saludos.

Alejandro Ortiz dijo...

No, tu historia no es tan profunda como un caballito de tequila... por favor no la demerites!

Tu historia es profundisima como la botella entera de tequila, tan transparente al verla a traves del vaso y enloquecedora como para ver el fondo de la botella...

Al final nos queda la cruda, pero una buena leccion.

Me has dejado muy intrigado con tu vida... sabes? en mi vida tambien hubo un Mr. Marlboro :)

Gerson Obrajero/Tlalocman dijo...

Jajajaaja , la historia que leíste es la de la novela que estoy escribiendo, nada que ver conmigo.

Con respecto al post. Es feo que la relación de la madre interfiera con la de una pareja, pero bueno, a veces la vida es un poco extraña y se mueve por caminos que no esperamos...

Saludos!

Iam dijo...

tube un lijero sentimiento de dejaVu

que sera??

Detective en apuros dijo...

Miss Pinky, sí estuvo heavy... ¿y nunca volviste a ver al barbas?

Andy dijo...

Interesante.

Hay mucho odio en tus palabras, pero una elegancia total.

Salve

Anónimo dijo...

Que buena Historia, al parecer tu vida es espectacular digna de una novela, solo podría agradecer al destino toparme con tu blogger en este navegar de blog en blog, que hago diariamente , un saludo desde el distinguido y prestigioso ULTIMO LUGAR DEL MUNDO si ese mismo de la canción que queda luego de la cordillera
SALUDOS Y TE SIGO LEYENDO
CHECHO
PD: los nombres los encontré geniales, es mas me los imaginaba una vieja con cara de cigarro , el otro con la cara de MISFIT y al otro mas barbon que Fidel
PD: cualquier reclamo consulta, agradecimiento , disgusto... comentario , no dude en dirigirse a mi blog cordialmente invitada

La ChiCa X dijo...

me enganchaste! ya lei todo tu blog y tus links y todo! como es que esta tu historia te fue llevando al mejor regalo del mundo .. tu beba :D


saludos a las 2 a ver cuando hacemos party pa bebés yeaa

sirako dijo...

yo le tengo miedo al amor, aen realidad le tengo miedo a todo, pero más al amor... y a los bebés! o mai, te admiro.

Miss Pinky dijo...

joyrider- bienvenido cuando quieras
alex (te puedo decir alex?)-gracias por los halagos ji, y pobre digo por lo del mr marlboro
gerson-jajaja pues entonces me enganchaste con tu novela.
iam- no sé. Te pasó algo parecido?
detective- si claro !! al que no vi fue a mr. bones
andy- je gracias, me encanto tu forma de ponerlo, tienes razón.
checho-(carita sonrojada)
chica x- claro que sí!! gracias por la navegada.
sirako- vieras que no es tan complicado...
un beso a todos y todas

Dalkiel dijo...

como siempre tus historias me atrapan no puedo dejar de leerlas hasta que lego al final y cuando eso pasa me quedo como que "ya no hay mas?" siempre se me antoja que sean mas largas para no parar de leer tan pronto